.

Presentación

La obra del pensador brasileño José Marques de Melo constituye un aporte central en la conformación y formalización del campo comunicológico latinoamericano. Sus trabajos son referencias indiscutidas para comprender los laberintos por los cuales el estudio y la investigación en comunicación ha ido transitando a lo largo y ancho del continente.

Marques de Melo ha impulsado un programa de trabajo especializado en el estudio sistemático de la investigación en comunicación en América Latina, evidenciando rasgos que para él posibilitan hablar de una Escuela Latinoamericana de Comunicación (ELACOM). El pensador brasileño ha señalado que la ELACOM se caracteriza por su configuración mestiza a nivel teórico, su hibridismo metodológico, su compromiso ético-político y por su capacidad de trascender los márgenes de lo local. Y si bien esta nominación ha experimentado críticas, lo interesante es que nos permite reconocer los rasgos que definen el pensamiento comunicacional de la región.

Respecto a los actuales desafíos del campo y pensamiento comunicacional a nivel latinoamericano, Marques de Melo enfatiza en cuatro dimensiones. La primera, referida al diseño de agendas de investigación que atiendan a la naturaleza misma de los procesos comunicativos, de modo que la investigación no sólo opere por medio de universales abstractos, sino que a partir de estudios empíricos se logren generar conocimientos imbricados a la realidad y las prácticas de los agentes, lo cual, además, servirá como caldo de cultivo para re-direccionar los procesos comunicacionales, favoreciendo, siempre, la democratización de las sociedades y la integración de los pueblos del continente. Otro de los puntos centrales de su propuesta es que la teoría comunicacional de la región logre consolidar grados de autonomía, con el fin de desprenderse de los modelos foráneos que han operado como normas incuestionables para el pensamiento comunicológico local, diagnóstico compartido por autores del realce de Jesús Martín Barbero y Luis Ramiro Beltrán. Un tercer desafío, que se destraba del anterior, es que la configuración del pensamiento comunicacional latinoamericano se reconozca parte de la propia identidad del continente, esto es, asumiendo su mestizaje, relevando lo popular y legitimando lo autóctono, en tanto fuerzas alternativas y creativas para pensar otra comunicología posible. Y un cuarto punto central en su esquema de prioridades, es la necesidad de avanzar en la enseñanza de la comunicación, interrelacionando teoría y práctica como ejes centrales para la gestión y fortalecimiento del desarrollo continental, porque, para el primer catedrático de periodismo en Brasil, conformar escuelas de comunicación capaces de articular ambos campos de manera rigurosa contribuirá a generar el necesario salto de las naciones latinoamericanas de sus perennes estados de dependencia estructural.

El Centro Internacional de Estudios Superiores de Comunicación para América Latina (CIESPAL) no es ajeno a la enorme tarea asumida por el Dr. José Marques de Melo, quien, por su parte, ha contribuido en innumerables ocasiones con CIESPAL, reconociendo el valor y los esfuerzos que esta institución ha llevado a cabo con el propósito de afianzar el campo y pensamiento comunicológico regional.

Del mutuo reconocimiento y de la alianza que se evidencia en torno a la búsqueda de objetivos comunes, CIESPAL crea el Seminario Permanente de Investigación Latinoamericana en Comunicación “José Marques de Melo”, el cual, estamos convencidos, servirá como espacio para pensar en común el pasado, presente y futuro del campo y pensamiento comunicacional de nuestro continente.